Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Asia

Teherán replica a Trump: Estados Unidos no podrá poner "fin a Irán"

El ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Mohamad Javad Zarif, respondió este lunes a las últimas amenazas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien dijo que una guerra sería el fin del país asiático

Irán

Irán: Canciller Mohamad Javad Zarif dice que "las burlas genocidas" de Donald Trump no acabarán con el país. (Reuters).

Teherán. El ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Mohamad Javad Zarif, respondió este lunes a las últimas amenazas de Donald Trump y afirmó que "las burlas genocidas" del presidente de Estados Unidos no "pondrán fin a Irán", como lo amenazó textualmente en tuiter.

Trump "espera lograr algo en lo que fracasaron Alejando (Magno), Gengis (Khan) y otros agresores", escribió Zarif en su cuenta Twitter, aludiendo a dos conquistadores extranjeros que dominaron Persia --antiguo nombre de Irán-- en un período dado de su milenaria historia.

Trump a Irán: "Nunca amenaces a Estados Unidos de nuevo... será tu fin"

El portaaviones de EE.UU. en el Golfo despierta recuerdos dolorosos en Irak | FOTOS

¿Se está preparando Estados Unidos para una guerra con Irán?

"Los iraníes permanecieron en pie durante milenios mientras que todos sus agresores se fueron", indica Zarif. "El terrorismo económico y las burlas genocidas no pondrán +fin a Irán+", agrega el ministro, en respuesta a un mensaje publicado la víspera por Trump en la misma red social.

"Si Irán quiere pelear, ese será el fin oficial de Irán", había lanzado Trump, antes de advertir: "Nunca vuelvan a amenazar a Estados Unidos otra vez".

"Nunca amenace a un iraní. Intente ser respetuoso. ¡Funciona!", replicó este lunes Zarif sobre este punto el ministro iraní al presidente estadounidense.

La respuesta de Trump no se hizo esperar, y horas después el mandatario dijo en un tuit que si Teherán quiere dialogar, tendrá que dar el primer paso.

"Irán nos llamará cuando estén listos. Mientras tanto, su economía sigue colapsando, es muy triste para el pueblo iraní", agregó Trump.

De su lado, el senador estadounidense Lindsey Graham, cercano a Trump, amenazó con una "respuesta militar aplastante" a cualquier acción contra los intereses de Estados Unidos.

Estados Unidos

El 5 de mayo, Estados Unidos anunció el despliegue en el Golfo del portaaviones "Abraham Lincoln" y de bombarderos B-52, citando una "amenaza" de Irán, que, según afirma, ha "cargado misiles en barcos tradicionales". (EFE).

Las tensiones entre los dos países son crecientes, particularmente en las últimas semanas, en las que Estados Unidos ha reforzado su presencia militar en el golfo Pérsico para hacer frente a presuntas "amenazas" iraníes.

El Gobierno Estadounidense envió una flotilla liderada por un portaaviones y escuadrillas de bombarderos B-52, en respuesta a supuestas fotografías que mostraban que Irán había cargado misiles en pequeñas embarcaciones.

Además Estados Unidos retiró a su personal diplomático no imprescindible de Irak, citando amenazas de grupos armados iraquíes respaldados por Irán.

Estados Unidos

AFP.

- Preocupación occidental -

Estas tensiones crecientes generan preocupación en la comunidad internacional. El ministro británico de Exteriores, Jeremy Hunt, que se hallaba en Ginebra, dio un consejo "a los iraníes: no subestimen la determinación de la parte estadounidense".

Los norteamericanos "no buscan el conflicto, no quieren un guerra con Irán, pero si los intereses estadounidenses son atacados, replicarán, y eso es algo en lo que los iraníes tienen que reflexionar muy, muy atentamente", advirtió el secretario del Foreign Office.

"Desde luego estamos preocupados (...) y queremos una desescalada", agregó, y responsabilizó de la situación actual a las "actividades desestabilizadoras" de Irán.

Las relaciones entre Estados Unidos e Irán, malas desde los años 70, se han deteriorado aún más desde que Trump decidiera en mayo de 2018 retirarse unilateralmente del acuerdo internacional alcanzado en 2015 en Viena sobre el programa nuclear iraní.

Estados Unidos

El portaaviones USS Abraham Lincoln tiene la misión de disuadir a Irán. (Reuters).

Con este acuerdo, que supuestamente debía calmar los temores de la comunidad internacional sobre un acceso de Irán a la bomba atómica, Teherán aceptó limitar drásticamente su programa nuclear a cambio de un levantamiento de las sanciones en su contra.

Pero al denunciar este texto, Washington ha vuelto a imponer severas sanciones extraterritoriales a la República islámica, suspendidas o limitadas tras el acuerdo de Viena.

- "Crimen contra la humanidad" -

Esta política de Washington impide a la República islámica beneficiarse de las ventajas que esperaba se derivasen del acuerdo. Teherán la ha denunciado de forma reiterada, calificándola de "crimen contra la humanidad" o de "terrorismo económico".

Por su lado, Trump, que aboga por una política de "máxima presión" sobre Teherán, intenta llevar a la República islámica a negociar un "mejor" acuerdo que el de Viena.

Pero Irán excluye cualquier negociación "con el actual gobierno estadounidense" y amenaza con desentenderse progresivamente del acuerdo de 2015 si las demás partes firmantes del texto (Alemania, China, Francia, Gran Bretaña y Rusia) no le permiten sortear las sanciones de Washington.

Fuente: AFP

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada